Un regreso tan largo

Standard

¡Hola amigos y familia del fin del mundo!

Uh oh… hace mucho tiempo que no he hablado en español, entonces espero que pueden entenderme.

Después tres aviones y 16 horas de viaje, Josué y yo llegamos finalmente en Norteamérica. En principio, visitamos por una semana con la madre de Josué en Alma, Michigan. Que bella sopresa que mi madre estuvo en el aeropuerto también, y ella pasó la semana con nosotros y la familia de Josué en Michigan.

Nuestro concierto en Alma, MI (con la madre de Josué):

Image

¡Panchos americanos! 

Image

Después una semana lleno de muchas historias y comida estadounidense (los porciones enormes :O (Comentario de Josué: pero nada como la comida de Verónica o Lanus!)), Josué y mi madre y yo viajamos por bus hasta Ottawa, Ontario, Canadá (whoohoo Canada!!!!!!!!!) para visitar con mi hermana, mi cuñado, y mi nueva sobrina Cedar!! Cedar se nació en noviembre, entonces estuvo la primera vez que yo la vi. Que bella semana que pasamos con mi familia en Ottawa – lleno también de muchas historias y fotos, la comida canadiense (mi cuñado es un cocinero excelente!) y ¡lecciones de mate, por supuesto! Mi hermana esta muy entusiasmada para llevar su propio mate a su trabajo 🙂

Aviones, trenes y automóviles (¡y buses tambien! :P) con la madre de Sara:

Image

Querida bonita gordita sobrina ❤ (con su pantalones chilenos!)

Image Y, para saludarnos a Canada, 20131112-204353.jpghabía NIEVE por 2 horas en Ottawa!

Con los “Air Miles” de la madre de Josué,  podríamos recibir una vuelta gratis si nuestra vuelta terminó en los Estados Unidos. Entonces, de Ottawa, viajamos por tres aviones hasta Fargo, North Dakota, una ciudad cerca de nuestra hogar de Winnipeg, Manitoba. Si, que raro: viajamos por el mismo cantidad de aviones para viajar de Buenos Aires hasta Norte América que de Ottawa hasta Winnipeg!!
En Fargo, los abuelos y tíos de Josué nos encontraron al aeropuerto, y junto conducimos hasta Morden, una pueblo donde viven los abuelos de Josué. Después algunos días allá, FINALMENTE Josué y yo regresamos a Winnipeg.
¡Que viaje! Pero, no esta el fin de nuestras aventuras… 4 días después que llegamos en casa, empezamos nuestro trabajo al , un campamento bíblico por los niños. Pero, este es una historia por otro tiempo…
A todos nuestros amigos y familia argentinos: No podemos exprimir que preciosos son ustedes a nosotros. Muchísimas gracias a todos por su generosidad, su hospitalidad, su paciencia, y su amistad. Argentina va a tener por siempre un lugar muy especial en nuestro corazón, y estamos muy entusiasmados para regresar y visitarlos otra vez! La invitación a nuestra casa en Winnipeg es siempre un invitación abierto.
¡Hasta luego!
con grandes abrazos de
Sarita y Josué
Advertisements

Leave a comment! No, seriously, WE LOVE COMMENTS. All kinds of comments! Preferably really long, witty ones. But short little guys are good too! YAYYYYY COMMENTS!! Please don't be the person who reads this and then casually mentions a month later that they read it. LEAVE A COMMENT!! :)

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s